Demanda ciudadana incomoda a la FPL

Demanda ciudadana incomoda a la FPL

En la fotografía, la concentración de sal en los canales de la planta Nuclear de Turkey Point.

Southern Alliance for Clean Energy (SACE) y Tropical Audubon Society, organizaciones de defensa ambiental,  han demandado a la FPl por descargar aguas residuales contaminadas en las protegidas aguas de la Bahía de Biscayne y en las aguas subterráneas, incluyendo el Acuífero de Biscayne, porque ésta es una violación de los términos del Permiso No. FL0001562 y de la Ley de Agua Limpia (Clean Water Act).

Desde que se estableció la Planta Nuclear de Turkey Point, la FPL está trabajando con las agencias de gobierno para mejorar el sistema de canales de enfriamiento. Pero sus esfuerzos no han sido exitosos, por el contrario, han contaminado la Bahia y han explotado los recursos de agua.

Alas Daly, vocera de la FPL, en una entrevista al Palm Beach Post, se atrevió a calificar a las instituciones que encabezan la demanda como “grupos anti-utilidades” y agregó en su despectivo discurso sobre éstas organizaciones, que: “tienen una larga historia de difusión de información falsa y de prosecución de acciones legales dispendiosas”, la vocera no hace referencia a caso alguno. Como sí con dicha descalificación pudiese desacreditar el fondo de la demanda que esta fundamentada en hechos ciertos.

Me encantaría que Audubon, una institución cuya trayectoria es reconocida a nivel mundial, también demandara a esta señora por difamación. En mi humilde opinión, la FPL no tiene carácter moral para hablar de malgasto. Por años, los residentes de la Florida hemos soportado que la FPL malgaste nuestros recursos y usen nuestro dinero para contaminar el ambiente, me parece que permitirles que sigan afectando nuestro bienestar sin enfrentar las consecuencias es irresponsable y temerario.

Es un hecho que la administración ha fallado, no porque lo dice ninguna organización; no porque lo percibimos y entendemos los resultados de los análisis históricos de la contaminación que causan, sino porque así lo estableció la Corte de la Florida. La Corte no sólo criticó el plan de manejo inconsistente y fallido que el estado acordó con la FPL, sino que ordenó a la empresa a la limpieza del contaminado sistema de canales de enfriamiento de Turkey Point y corregir la pluma de agua salada que está entrando en el acuífero. Me pregunto si la FPL considera también a la Corte como un “grupo anti-utilidades”.

Desde febrero de este año se ordenó la limpieza. A la fecha, no hay información alguna sobre los esfuerzos en curso de la empresa para cumplir con la orden judicial. En lugar de reparar el daño y restaurar los ecosistemas, han dirigido sus esfuerzos a una campaña publicitaria engañosa en los medios de comunicación, intentando hacer creer que todo está bien en la Bahía. Lo que demuestra que la FPL lo único que no malgasta es su dinero y seguramente eso está en el subconsciente de su vocera y por eso interpreta como un malgasto la demanda interpuesta en contra de la empresa.

Tal vez, lo que les incomoda es usar el dinero para defenderse, en lugar de destinarlo a sus campañas publicitarias engañosas, ó a la partida de apoyo a campañas políticas que se remontó a $17 millones de dólares. Así, como en los cabildeos que le han hecho ganar 10 años de gracia para “remediar” el impacto que han causado en la Bahia y el Acuífero de Biscayne. ¡10 años! se le concedieron para limpiar la contaminación y todavía les parece exagerado y dispendioso que se les demande por el daño.

Pero, por qué tanta irreverencia y altivez por parte de la FPL, pues muy sencillo. No tienen competencia. La demanda interpuesta el viernes es muy ambiciosa, también pide que se detenga la fuente de contaminación, en otras palabras que se detengan las operaciones de la planta. Por supuesto, que eso no es posible. ¿Quien nos va a proveer la energía? Sería lo más lógico y lo mas seguro, pero no es factible porque no podemos apagar el sur de la florida. El apagón de agua salada se avecina, el peligro esta ahí latente, y sí no rompemos con el monopolio energético vamos a seguir sufriendo. La boleta electoral de la Florida nos hace una consulta en Agosto, hay que salir a votar masivamente para qué como ciudadanos no fallemos también.

La Voz Latina de la Conservación. Apasionada en comunicar una visión integral de los beneficios de la conservación y protección de los recursos naturales. Creadora del EcoCoaching®. Su misión profesional y personal es inspirar una participación más amplia de los Latinos en el disfrute y defensa de los recursos naturales de América, para que procuren su Bienestar Natural­­™